Reflexiones (y aprendizajes) de un emprendedor en tiempo de crisis (I): Emprende, lucha y hazlo tú! no esperes ayuda pero no la desaproveches si llega


La ciudad de Oporto es famosa por sus platos de Tripas (callos) y los de naturales de Oporto son conocidos popularmente como “Tripeiros”. Lejos de cualquier cavilación, es simplemente el vestigio de una ciudad de emprendedores. Cuando Enrique “El Navegante” impulsó una de las empresas de exploración del Atlántico Sur, toda la ciudad aportó los víveres disponibles, incluidos los cerdos, a los cuales quitaron la partes más perecederas para que se consumiesen por los niños y mujeres que quedaban en la ciudad esperando el éxito de la empresa. El éxito para la ciudad y para todos. Un plato tradicional que es el rastro histórico de una ciudad que emprendió junta por el futuro de todos, con sus propios medios y posibilidades.

Arrancar un proyecto pensando en que un “Angel” va a venir a impulsarlo nunca fue mi idea, prefiero planificarlo, evaluar los riesgos y posibilidades y ponerme a trabajar en ello. En 20 años he realizado muchos proyectos para otros, siempre con la presión autoimpuesta de hacerlo bien, pero claro, no está tan en juego tu “persona” (dinero, reputación y hasta el ego propio). Proyectos para muchos clientes, sectores, motivaciones,… algunos fascinantes, algún otro para no recordar.

Un día de invierno con mi socio nos calentamos pensando en arrancar el nuestro, teníamos unas ideas en la cabeza y pesamos cómo abordarlas, nada particular: cómo lo llamamos, a quién se lo ofrecemos, cómo lo financiamos,….esas cosas de iluso emprendedor novato.

1. Definimos nuestros objetivos, de empresa y personales. Reflexionamos sobre nuestro futuro. Conclusiones (las nuestras, no tienen por qué ser las tuyas):

  • No íbamos a montar un “bicho” para venderlo, no es el objetivo
  • Queríamos construir nuestra empresa donde desarrollar nuestras ideas, proyectos, relaciones,…
  • No queríamos ser emprendedores de la “Idea Feliz”, queremos explorar muchas cosas porque empezamos 2, pero ahora somos más (9 profesionales) y tenemos muchas ideas
  • Nuestra empresa debe ser un organismo vivo. Adoramos a la gente que suma
  • Nos gustaba la palabra “Empresa”, tan acosada hoy en día
  • No buscábamos autoempleo, cómodo cerca de casa, buscábamos explotar lo que llevamos dentro y divertirnos
  • No habíamos empezado aún a sacar fuera las ideas de negocio, sólo estábamos escribiendo cómo debía ser el niño

2. Profundizamos en nuestras posibilidades en cuanto a conocimiento, sinergias entre ambos, qué nos aportábamos, qué podríamos hacer y qué necesitaríamos hacer con otros. Éramos conscientes que no podíamos pretender saberlo todo y hacerlo todo, y deberíamos buscar buenos apoyos y aliados.

Descubrimiento Inicial: Una empresa es un acto de “emprendimiento” en el cual no todos los que participan deben estar bajo la misma forma jurídica o legal, pero sí bajo el mismo sentimiento cuando tienen el proyecto delante. Descubrimientos Múltiples:

  • No puedes dedicarte a la gestión, burocracia y administración. La elección de un equipo gestor será clave para que te centres en tu negocio y recibir los mejores consejos económicos, laborales, fiscales,…cuando los necesites. Time Is Money
  • Antes o después firmarás muchos acuerdos o contratos, cuenta con soporte legal adecuado. Si no firmas contratos tienes un problema, puedes estar seguro
  • Busca apoyo externo, con sentido crítico, creativo y constructivo. Pero no amigos, complacientes y condescendientes
  • No cuentes con mucha ayuda económica externa, ventajas fiscales o apoyos públicos (si viene, aprovéchalo, pero no te salvará la vida)
  • Cualquier ayuda pública llegará tarde
  • Sé realista y “sacude” a los optimistas que te rodeen y “mata” a los pesimistas. Planificación, números, business plan, y plan de contingencia
  • Prepárate a sufrir con los bancos, sólo eres un empresario sin dinero al que le cobrarán por todo. No te obsesiones mucho con esta parte, pero sí con la disponibilidad, accesibilidad y flexibilidad del director de la oficina bancaria que elijas
  • No intentes hacer lo mismo que a otros les ha funcionado, observa por qué a ellos les ha funcionado, aprende
  • Tendrás que relacionarte con mucha gente (networking), estrechar las manos no vale, un acuerdo escrito resuelve muchos problemas, empezando por conocer el verdadero interés de tu futuro socio
  • Piensa, hacer networking es necesario, saberlo filtrar imprescindible

Estas relaciones son relativamente manejables porque las diriges como cliente al principio y puedes evaluarla, reconducirla y cambiarla. Pero ¿Que pasa cuando tu partner es otra empresa con la que te complementas y hasta compartes negocio? Hablaremos en otro post.

Sage presenta en España la solución online de contabilidad y facturación que se adapta a las necesidades de autónomos, emprendedores y pequeñas empresas, sin necesidad de tener conocimientos contables, Sage One, con más de 10.000 usuarios en todo el mundo y que puedes probar ahora un mes gratis con todas su funcionalidad

Por Experto Sage

En Blog Sage | Consejos para hacer una buena presentación pública
Imagen | Machbel

Anselmo Sánchez es experto en Desarrollo de Negocio y Marketing Intelligence, con experiencia multisectorial en la definición de planes estratégicos, CRM, inteligencia de clientes, mercado y modelos decisionales.

Puedes seguirlo en Twitter en @AsHector