¡Feliz NaiVAd!


No se trata de amargar las fiestas ni el día de Reyes, sino de constatar una realidad: la subida del IVA ha modificado muchas de nuestras conductas habituales en estos días. Con una tasa de paro situada en un 25,02% según la última encuesta de la EPA y un índice de precios al consumo (IPC) del 2,9%, es lógico que el 98% de los españoles consideren que la situación económica de nuestro país es mala. Y son datos del último Euro barómetro en el que sólo nos superan los griegos, donde el pesimismo llega al 99% de la población helena. Perspectivas nada halagüeñas que se contagian al día a día. Por muchas fiestas de Navidad que sean.

Y es que nada ni nadie se salva de la quema. La lotería de Navidad, las cestas, las comidas o cenas de empresa y los regalos de Nochebuena y Reyes son sólo algunos ejemplos. Para empezar, un tradicional reducto de gasto como es el sorteo de Lotería Nacional. Los descensos en ventas, dependiendo de las provincias y las administraciones, rondaron el 20%, y en algunos casos superaron estas cifras. Aparte de la subida del IVA, la desaparición de bares y comercios y el control del gasto también ayudaron a frenar un entusiasmo que sólo pudo verse en las colas de última hora.

Otro tradicional reducto, el de las cestas y lotes navideños, sigue la tendencia bajista que experimenta desde hace cinco años (algunas fuentes la sitúan en un 50%) como consecuencia de los recortes tanto salariales como de ingresos en las empresas, estamentos públicos y familias. Las comidas y cenas de empresa tampoco se salvan de la quema, a pesar de que muchos establecimientos decidieron en su momento asumir la subida del IVA y no repercutir tampoco el aumento de IPC ni subir los precios.

Incluso algunos restaurantes confirman que se está vendiendo más barato que hace cinco años y, aún así, se celebran menos eventos. Para el bolsillo de los ciudadanos, ya de por sí mermado, el aumento del IVA ha sido un mazazo, y especialmente devastador para el sector de la restauración, tal y como confirmaron recientemente fuentes de la Federación Española de Hostelería y Restauración (FEHR).

Por lo tanto, bolsillo menguado, adaptación a las circunstancias. Mesas adecuadas a la situación, nada de ostentación y mirando los precios con lupa. Y eso que, salvo excepciones, los precios de pescados y mariscos son similares a los del año pasado, según fuentes de la Federación Nacional de Asociaciones Detallistas de Pescado (Fedepesca).

Y a la hora de regalar, esperas hasta última hora, ruta por muchos establecimientos para comparar precios y elección de regalos útiles, donde triunfan ropa, complementos y algún que otro dispositivo electrónico. La cultura es la que sale perdiendo. Salvo el libro, que mantiene el gravamen del 4%, las artes escénicas y la música salen muy tocadas por la subida impositiva. Otras elecciones. El bolsillo no da para más.

No obstante, lo que parece que no cambia, suba o baje el IVA, son los excesos de estas fechas. Ni tampoco los propósitos de enmienda de recuperar parte de la anterior figura en unas cuantas sesiones de gimnasio. Sin embargo la subida del IVA provocó la destrucción de un 10,3% de empleos y provocó la caída de un 88% en el número de usuarios de los gimnasios en el primer trimestre de implantación del nuevo tipo impositivo, según datos del Observatorio de la Federación Nacional de Empresarios de Instalaciones Deportivas (FNEID).

Es más, con estas cifras en la mano, el 35% de los encuestados cree que se verán obligados a cerrar sus negocios en 2013 si la situación no mejora o el Gobierno no adopta las medidas fiscales propuestas por el FNEID en su momento.

En definitiva, sin gimnasios a los que recurrir y con el bolsillo temblando, 2013 llega con aliento poco optimista. Pero aliento, al fin y al cabo. El que nos impulsa a seguir adelante, trabajando por cambiar el mundo y lograr lo que todos perseguimos, que no es otra cosa que superar estos difíciles momentos. Y para superarlos es necesario recuperar la confianza y la ilusión, y contagiarla a los demás. Porque con voluntad, esfuerzo y optimismo, conseguiremos todo lo que nos propongamos.

En Blog Sage | Cinco grandes retos para la pyme en 2013, El viaje del héroe cotidiano
Imagen | leumas_1974

Teresa Roca es Consultora Área Legal de I+D de Sage España y Carles Calvo es Manager de Planificación Fiscal y Legal de Productos de I+D Sage España.
Puedes seguirlo en Twitter en @carlescalvo