Once lecciones que los emprendedores pueden aprender viendo The Walking Dead

The Walking Dead es una de las series del momento. Una serie que utiliza el apocalipsis zombi para contar mucho más sobre las relaciones humanas de lo que parece. Pero también es una ficción de la que un emprendedor y empresario puede extraer valiosas lecciones para mejorar su negocio o empresa. Por eso vamos a ver once lecciones que los emprendedores pueden aprender viendo The Walking Dead.

Antes de continuar tenemos que avisar que para aquellos que no estén al día de los últimos capítulos este artículo puede contener spoilers. Muchas veces tener una startup, una empresa o negocio nos llevan a situaciones límites. Ser emprendedor pone a prueba las capacidades de gestión, de liderazgo, de reacción ante inconvenientes, etc. Es una lucha diaria. Por eso The Walking Dead puede ser una serie muy inspiradora en este sentido.

1. Trabajo en equipo

No lo vas a conseguir sólo. Y lo sabes. Necesitamos trabajar en equipo para sacar la empresa y el negocio adelante. No sólo se trata de contar con buenos colaboradores, sino de que todos ellos logren trabajar de forma coordinada y conjunta. De nada sirve que cada uno haga la guerra por su cuenta. La coordinación del equipo es básica para que todos remen en la misma dirección. En la serie vemos como el grupo de Rick logra sobrevivir gracias a la unión que existe entre sus componentes.

2. Liderazgo

Pero el pegamento de dicho grupo es el liderazgo de Rick. No sólo se trata de dar órdenes y directrices, sino de convencer a nuestro equipo de lo que tenemos que hacer. Porqué es necesario que alguien se arriesgue o porqué no se puede dejar a alguien atrás. A veces la decisión es dura, ya que significa hacer algún sacrificio en beneficio del grupo. La fe en el líder, saber que nos va a llevar en la buena dirección es básica para realizar el trabajo que nos han encomendado.

El líder tiene que ser alguien ejemplar. El primero que se sacrifica, el primero que llega a la empresa y el último que se marcha. Tiene que inspirar con sus actos a los demás. Pero también hacerles partícipes de las decisiones. Rick es un líder dialogante que muchas veces consulta con el resto del grupo el camino que deben tomar.

3. Adaptación a las circunstancias cambiantes

Si por algo se caracteriza The Walking Dead es po  vivir en un continuo sobresalto. En una startup o un negocio no es quizás tan exagerado pero siempre hay que estar alerta. La tan manida frase de “si funciona no lo toques” es la mejor forma de que nuestra empresa poco a poco vaya perdiendo cuota de mercado. Si nosotros no cambiamos no significa que nada cambie. Las condiciones del mercado lo hacen, nuestros competidores evolucionan. Y si nuestra empresa se estanca, está a un paso del declive.

Es necesario que nuestra empresa sepa detectar primero los cambios y después adaptarse a las nuevas circunstancias. Hoy la competencia puede estar en Internet. Podemos tener un modelo de negocio de éxito y que un gigante lance ese mismo modelo. Ejemplos tenemos muchos, desde una librería que muere por la llegada de Amazon a la tienda de música que sucumbió ante Spotify. Y esto es más habitual de lo que podríamos pensar. Si algo hemos visto en el primer capítulo de la séptima temporada con la irrupción salvaje del personaje de Negan es que todo por lo que has luchado puede derrumbarse de un día para otro por alguien más fuerte que tú.

4. Sacar todo el partido a los recursos a nuestro alcance

Otra de las cuestiones de las que podemos tomar nota es el aprovechamiento de los recursos disponibles. En la empresa la escasez de recursos es una norma. Ya sean financieros, de personal, etc. Muchos proyectos pensamos que no podemos sacarlos adelante con lo que tenemos, pero la serie nos enseña a exprimir todo aquello que tienen a su alcance. Ser imaginativos y aprovechar con otro tipo de recetas lo que tenemos a nuestro alcance.

5. No conformarse con lo que tenemos

Si de algo hacen gala en la serie el grupo de Rick Grimes es de no conformarse con lo que tienen. No tienen que vivir siempre escondidos, a pesar de que han pasado por refugios muy variopintos, desde una granja a una cárcel o una ciudad que parece auto suficiente para vivir. Lo cierto es que necesitan más recursos, alimentos, medicinas, armas o municiones, etc. Hay que arriesgarse y salir fuera, allí donde los zombis campan a sus anchas,para mejorar lo que ya se ha conseguido.

6. La lucha con la competencia puede ser feroz

Esto a veces les lleva a encontrarse con otros grupos de supervivientes. Pocas veces se establece una colaboración. La mayoría de las ocasiones se compite por los escasos recursos entre ellos. En otras ocasiones lo que se intenta es una absorción. Un grupo mayor quiere el talento y las habilidades del grupo de Rick, pero esto implica una pérdida de autonomía y poder de decisión. También aceptar una ética de trabajo diferente. Por eso muchas veces unirse a un grupo mayor no es la mejor solución.

7. Dosifica tus esfuerzos

En la serie vemos como matar a un zombi puede resultar muy sencillo. El problema es cuando tenemos que matar a 5.000 zombis. Por eso hay que ser inteligentes y dosificar los esfuerzos para utilizarlos allí donde sean más útiles. Un ejemplo en la empresa podrían ser las campañas de marketing. Podemos estar anunciándonos durante todo el año, gastar dinero en publicidad de forma constante. Pero quizás el resultado sería más efectivo si concentramos la publicidad y los esfuerzos en momentos puntuales donde sabemos que nuestros productos o servicios van a tener más demanda.

8. El reclutamiento del personal es básico

En la serie hemos ido viendo como diversos personajes se unen al grupo. Reclutar a los integrantes de tu empresa adecuados es clave para el triunfo. Una manzana podrida que entre puede acabar por minar la moral de todos los demás, crear inseguridades y mal ambiente. En definitiva acabar con todo aquello que hemos estado construyendo durante años. A la vez, a veces, también hay que saber retener el talento dentro de nuestra empresa. Piezas básicas que tenemos que saber convencer para que sigan en nuestro proyecto dando lo mejor de sí mismos.

9. Aprende a delegar

Porque el líder no puede hacerlo todo solo, necesita apoyarse en su equipo. Delegar es clave para el éxito. Para ello se tienen que dar dos circunstancias. El líder debe aprender a delegar y el equipo responder adecuadamente a las tareas encomendadas. Por eso rodearse de un buen equipo de trabajo es clave para el éxito. En un apocalipsis zombi, en el que dependemos de los demás para que guarden nuestras espaldas cuando dormimos y para que realicen trabajos que nosotros no podemos, es clave confiar en el equipo.

10. El ruido atrae multitudes y puede ser beneficioso para tu empresa

El ruido atrae a los zombis. Y esto hemos visto como en la serie se utiliza a favor del grupo. Ya sea para alejar a multitudes de zombis de la zona en la que ellos se encuentra o para distraerlos y acceder a lugares que de otra forma no podrían llegar. En la empresa el ruido puede ser también beneficioso. Ruido en las redes sociales, ruido por campañas de marketing exitosas, etc. Que se hable de nosotros crear un hype en redes sociales con nuestro producto de manera que unos clientes nos traigan a otros es una valiosa lección para aplicar en la empresa.

11. Mantén tu ética de trabajo

Por último un aspecto que nos muestra la serie es la importancia de saber por lo que estás luchando. Mantener una ética de trabajo. Evitar el todo vale para ganar, para mejorar. La ética de trabajo es clave para ganarnos una buena reputación entre nuestros clientes que nos garantizará un futuro por delante.

Lo cierto es que en un mundo donde todo parece al revés, las reacciones humanas, la lucha por el poder, por los recursos, no son tan diferentes, salvando las distancias, a lo que nos enfrentamos en el mundo de la empresa en nuestro día a día. No luchamos contra zombis, pero si luchamos por sobrevivir con nuestra propuesta de negocio.

En Blog Sage | Cómo los emprendedores pueden aprender de Juego de Tronos (infografía)
Imagen | Daniel Means