Publicado por el 28/03/2012 | Contabilidad, fiscalidad y laboral | 2 comentarios

Tramitar una ayuda, ese gran desconocido

Tramitar una ayuda, ese gran desconocido“, puede ser uno de los chascarrillos más comentados en estos momentos. Siguen habiendo buenas ideas y mejores opciones para triunfar con una empresa pero contamos con menos presupuesto para materializar dicha idea. Una de las trabas más grandes que hallan quienes se deciden a dar este paso es la dificultad a la hora del “papeleos” que conlleva pedir una ayuda.

La verdad es que siempre existe ese temor al “papeleo”, a que no sabremos hacerlo o que nos equivocaremos en las formas de presentarlo; estos detalles son solventables si sabemos cómo y no morimos en el intento. Comentaremos algunos aspectos a tener en cuenta, el orden de algunos procesos para no frenar una buena idea y a su vez una gran oportunidad empresarial.

Modus operandi

En la solicitud de la subvención, que es el primer paso para la tramitación de una ayuda, hay que tener en cuenta que hasta que no se haya presentado la solicitud en el organismo correspondiente, no se debe realizar ninguna inversión ya que podemos perder la posibilidad de solicitar la ayuda. Ante la necesidad de realizar alguna inversión o acción, esta se deberá hacer al día siguiente de la presentación del impreso de solicitud de ayuda.

La resolución es el documento donde se indica si se concede o no la subvención. Si la conceden no quiere decir que ya se tenga el dinero ingresado en la cuenta, sino que darán las pautas a seguir para justificar la inversión que se ha realizado y una vez justificada ingresarán el dinero en la cuenta indicada, teniendo que estar como titular de la misma, la empresa (persona física o persona jurídica).

Quizás la parte más complicada es la justificación; normalmente, para justificar una inversión se solicitará una documentación general (certificados de estar al corriente en los pagos frente a la administración y último recibo del Impuesto de actividades económicas) y las facturas definitivas de la inversión realizada con sus correspondientes justificantes de pago. Para mostrar las diferentes formas que hemos usado para realizar el pago pordemos:

  • Pagos en metálico: recibí del proveedor (sólo pequeñas cantidades).
  • Pagos mediante entidad financiera: copia de cheque o copia de transferencia bancaria.
  • Pagos aplazados: copia de extracto bancario donde aparezca el movimiento.

Después de haber justificado la realización de la inversión exigida y haber creado el empleo (cosa, a veces, complicada por la naturaleza de la empresa), debemos esperar a que el organismo nos ingrese la subvención. Normalmente, harán una transferencia a la cuenta bancaria o emitirán un cheque nominativo (esto segundo es más difícil), en ambos casos el titular de la cuenta o el receptor del cheque debe ser la empresa (persona física o persona jurídica).

Por último, tener en cuenta que es muy habitual que una vez presentado el expediente, el organismo correspondiente requiera documentación o modificaciones en la misma por lo que se deberá estar muy atentos a estos requerimientos ya que por líneas generales se dará un plazo de 10 días hábiles desde la recepción de la notificación para poder adjuntar la documentación o correcciones requeridas; sino presentemos estas modificaciones en el plazo señalado procederán a archivar y cancelar el expediente.

Conclusión

No he llegado a sumergirme tanto en este tipo de peticiones pero si he acompañado a algunos amigos y reconozco que la tarea es ardua por no hablar del tiempo que se pierde y que se tarda en ejecutar la petición; por no decir que es un proceso que puede desesperar y amargar el camino a un emprendedor que no cuenta con los medios económicos necesarios para dar a conocer su idea.

En Blog Sage | Lo que debería incluir la Ley del Emprendedor
Imagen | marc falardeau

Pablo Herrero

Profesional IT dedicado a entornos empresariales, servicios, servidores y virtualización; ahora consultor informático en NTT, en Barcelona. En ratos libres DJ y redactor en Tecnología Pyme.

Me encontráis a un tweet en @carvajaluchi

2 Comentarios

  1. hola amigos, soy una de tantas personas, que ahoras mismo estan en paro, yo no puedo seguir así, quisiera que me ayudaraís en la medida de lo posible, asesorarme en los pasos que debo seguir para habrir un negocio, lo primero esque no tenemos un duro, se que se pueden pedir ayudas, pero no sabemos, nuestra idea es abrir un taller de mecanica rapida, yo llebo toda la vida en la mecanica, como encargado de taller, de toda clase de vehicuos, industrial y obra publica, y mis hijos puestanbien tienen bastante experiencia, seria para tre en total, todos estamos en paro, los alquileres de las naves sabemos que estan en torno a los 800 y 1200 euros mes, las herramientas no son problema, solo las maquinas y ordenadores de test, son los que no tenemos,¿QUE PASOS DEBEMOS SEGUIR? os agradeceriamos mucho buestra ayuda, un saludo para todos.

  2. Hola:
    Soy graduada de Dr. en Medicina Veterinaria en Cuba, hace un año vivo en españa pues me dieron nacionalidad española por la ley de los nietos, tengo 39 años y mucha disponibilidad de trabajar la veterinaria. No soy desempleada pero mi mayor deseo es trabajar con y para animales. Mi titulo no esta homologado aun, esta en proceso y tengo una amplia idea de dedicarme a la produccion de cerdos, vivo en un pueblo de campo que pertenece a guadalajara, castilla la mancha y las posibilidades de crear una buena nave con todas las condiciones son perfectas pero no tengo dinero para darle frente a la idea, quisiera saber que debo hacer para darle curso y aunque sea lento aprovechar cada minuto en funcion de lograrlo.
    Gracias.

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>